dimecres, 28 de gener de 2009

DELEGACIÓN DEL PARLAMENTO EUROPEO “SACA DEL OLVIDO” AL SÁHARA OCCIDENTAL

Día histórico en el Aaiún, la capital del Sáhara. Por primera vez una delegación extranjera recorrerá este territorio para evaluar la situación de los Derechos Humanos. No sólo es histórico porque Marruecos haya permitido esta visita a la delegación de eurodiputados que encabeza el popular Carlos Iturgáiz sino también por las reuniones que han mantenido en el territorio saharaui.

La misión internacional que estudia la situación de los derechos humanos en la antigua colonia española está trabajando en estos momentos “sin dificultades”, ha asegurado Carlos Iturgáiz, del Partido Popular, y quien encabeza la delegación de parlamentarios europeos. En declaraciones a la Cadena Cope, Iturgáiz ha dicho que “no son jueces sino observadores y deben escuchar a todas las partes del conflicto”. Al Hotel Parador de El Aaiún han llegado- ante una alta presencia de militares y policías- las activistas saharauis, Aminatu Haidar y Djimi el Ghalia. Las dos han sufrido la represión y la tortura en la cárcel.

Iturgáiz ha relatado que “hubo pequeños obstáculos por parte de las fuerzas militares y policiales”, que luego resolvieron y “las entrevistas se han desarrollado con normalidad”. Aminetu Haidar, en línea telefónica con la Cope, ha asegurado que “los problemas antes y después de la reunión demuestran el Estado de sitio en el Sáhara”. La activista aún no había puesto el pie fuera del hotel cuando las autoridades la agarraron y detuvieron “para provocar”, critica. Poco después la dejaron libre. Durante el encuentro, la activista trasladó a la delegación extranjera la “falta de libertad de expresión y de movimiento” en la ciudad anexionada por Marruecos. Destacó la “persecución” de los estudiantes saharauis en las universidades marroquíes. El último caso, Elwali Elgadmi, de 23 años. Según fuentes de la Asociación Saharaui de Víctimas de Graves Violaciones de los Derechos Humanos (ASVDH), Elgadmi fue arrojado de un cuarto piso de la Universidad de Marraquech tras participar en unas manifestaciones en las que los estudiantes denunciaron una intoxicación colectiva. El suceso ocurrió el pasado 14 de mayo de 2008. El gobierno marroquí negó cualquier implicación de las fuerzas de seguridad en el suceso.

El eurodiputado español del PP ha explicado también a la Cope que la reunión “muy rápida” mantenida con el wali de la capital (el gobernador) ha sido “cordial”. La posición del reino alauí es clara: Proyecto de autonomía para el Sáhara, que ayer defendió el jefe del Consejo Real Consultivo para asuntos Saharauis (CORCAS) durante su encuentro con los diputados. “Rabat insiste en la “marroquinidad” del Sáhara, niega las violaciones de derechos humanos en el territorio y califica a los activistas de separatistas”, manifiestan fuentes de la delegación del Parlamento Europeo (PE). “No es importante”, dicen estas mismas fuentes la postura del gobierno marroquí porque “era algo esperado”, sino la “mano abierta a los diputados para que trabajen sobre el terreno con total libertad”. Desde que Marruecos ha firmado el estatuto avanzado con Bruselas “se están produciendo algunos cambios positivos” termina Iturgáiz.La visita “histórica” culminará mañana en Rabat. La delegación mantendrá encuentros bilaterales con las autoridades marroquíes con el trasfondo del estatuto avanzado. En los próximos días, Bruselas hará público el informe que los europarlamentarios elaborarán sobre la situación de los derechos humanos en el Sáhara Occidental. “Desde hace más de treinta años se violan de forma sistemática”, manifiesta contundente la activista. Djimi el Ghalia.

Nota:

En noticias que nos llegan desde los territorios ocupados del Sáhara Occidental, la activista saharaui de los derechos humanos, Aminatou Haidar, fue detenida por las fuerzas policiales de ocupación marroquí a la salida del hotel en el que se celebró la reunión, aunque posteriormente fue liberada y conducida a su domicilio, que se encuentra en estos momentos totalmente rodeado por policía marroquí.

Fuente: saharalibre.es